FUERA OTANISTAS DE ARAKA… O LLAMAMOS AL MULO JUAN. HOY, COMO HACE 35 AÑOS: OTAN EZ!

otan_ez

De la forma más edulcorada y disfrazada posible viene filtrándose en algunos medios de difusión que alrededor de 1.000 miembros de la OTAN, de no poca calificación en su escalafón, estarán en Araka durante este mes de noviembre. Una parte de ellos alojados en hoteles de la ciudad. A lo que se nos presenta casi como si fuera una visita turística, se le une la definición manipulada del objetivo: “ejercicio de puestos de mando asistido por ordenador”, insistiendo mucho en que “durante las semanas que duren estas maniobras militares no se utilizará fuego real ni se llevará a cabo un despliegue de fuerzas militares”. Vamos, casi como si se tratara de un encuentro de gamers talluditos en ropa kaki.

Pero si desconfiamos de esa propaganda e investigamos un poco sobre la cuestión, nos encontramos con que la realidad es muy otra. Para empezar, es el propio Ministerio de Defensa quien en su página web nos habla de un despliegue en oleadas que ya ha comenzado:“el 27 de octubre, han partido desde Bétera los primeros convoyes responsables de montar el Puesto de Mando del Cuartel General en la base vasca, donde se realizará este ejercicio. El despliegue se hará por vía terrestre en distintas oleadas que finalizarán a mitad de noviembre con la llegada del personal participante”.

Es a través de las páginas en inglés de la web ministerial donde (una vez traducidas) podemos darnos cuenta de la verdadera naturaleza del evento, denominado oficialmente ejercicio Steadfast Leda 21: “El compromiso español con la OTAN comenzará el 1 de enero de 2022, cuando el HQ NRDC-ESP asuma el papel de Cuerpo de Guerra de la OTAN durante un año. Previamente, deberá certificarse mediante una Evaluación de Disponibilidad para el Combate (CREVAL) en el marco del ejercicio Steadfast Leda 21 que tendrá lugar a finales de este año 2021” Y a esto es a lo que vienen a Araka, a consolidar y demostrar la capacidad de Bétera como Cuerpo de Guerra de la OTAN: “El 1 de enero de 2022, el HQ NRDC-ESP asumirá el papel de Cuerpo de Guerra de la OTAN durante un año, lo que significa que debe estar en condiciones de ejercer el mando y control de hasta cinco divisiones (…). Para ello deberán estar previamente certificados mediante una Evaluación de Preparación para el Combate, en el marco del ejercicio Steadfast Leda 21

No sabemos (no lo cuentan) con claridad a qué se van a dedicar, pero sí sabemos por dónde van algunos de los objetivos actuales de la OTAN. Tal y como denunciaba recientemente el periodista estadounidense Max Blumenthal en su web the gray zone[1]: La OTAN está desarrollando nuevas formas de guerra para librar una “batalla por el cerebro”, como dice la alianza militar. (…) Ahora, la OTAN está desarrollando un tipo de combate totalmente nuevo que ha denominado guerra cognitiva. Descrito como el “armamento de las ciencias del cerebro”, el nuevo método implica “hackear al individuo” explotando “las vulnerabilidades del cerebro humano” para implementar una “ingeniería social” más sofisticada. (…)”El cerebro será el campo de batalla del siglo XXI”, subrayaba el informe. “Los seres humanos son el dominio disputado” y “los futuros conflictos probablemente se producirán entre las personas primero digitalmente y después físicamente en la proximidad de los centros de poder político y económico”.

Constatada la gran diferencia entre lo que nos venden que va a ser y lo que realmente ya está siendo, conviene preguntarse por las razones para que se nos intente ocultar la realidad y gravedad del hecho. La respuesta es fácil: incluso el propio estamento militar es consciente del profundo rechazo que el militarismo, y una de sus máximas expresiones como es la OTAN, producen en la sociedad vasca y alavesa. Exponente evidente de ello es que se han cumplido ahora 35 años desde que la sociedad vasca dio un NO rotundo a la OTAN en el referendum de 1986. Esa misma sociedad vasca dio innumerables pueblas de compromiso antimilitarista alcanzando los mayores índices de jóvenes insumisos al servicio militar; jóvenes, conviene recordarlo, que fueron apoyados y acompañados en su lucha por amplísimas capas de la sociedad vasca, cuya complicidad y solidaridad fue fundamental.

Pero, aun a sabiendas de que las instituciones normalmente van por detrás de los impulsos sociales, desde aquel entonces son numerosos los casos en los que las instituciones vitorianas y alavesas se han sentido impelidas a pronunciarse públicamente contra el militarismo y la OTAN. Ante lo que se anuncia ahora en Araka, conviene recordar algunas de ellas.

El 18 de mayo de 1990 el pleno municipal de Gasteiz aprobaba dos mociones, una sin votos en contra, en la que se decía:

Propugnamos una sociedad desmilitarizada, tolerante, democrática y justa, que sea capaz de luchar contra sus auténticos enemigos -la pobreza, el paro, las drogas, la incultura, etc.- destinando los impresionantes gastos armamentistas a inversiones educativas y de formación profesional, de salud y medio ambiente, de investigación y cooperación con países subdesarrollados…

Y otra aprobada por mayoría, en la que se afirmaba:

La actitud pacifista del pueblo vasco se puso especialmente de relieve en su rechazo ante la integración en la OTAN. Este rechazo no supuso exclusivamente una actitud ante la política de bloques militares, supuso fundamentalmente un claro posicionamiento a favor de la paz, la distensión y en contra del armamentismo.

Y entre los acuerdos que tomaba, estaba este:”3. Evitar la realización dentro del término municipal de cualquier acto o parada militar”

El 7 de mayo de 1999, con motivo de los bombardeos de la OTAN en los Balcanes, en el pleno municipal se aprobó una moción que como primer punto tenía el siguiente:

Denunciar que no hay guerras justas. La intervención militar unilateral de la OTAN en los Balkanes, con o sin mandamiento específico de la ONU, es una agresión fundada en intereses muy concretos de tipo estratégico político y militar, que en la práctica no resuelve los problemas con los que autojustifican su intervención.

El pleno municipal del 15-02-2002 aprobó, sin votos en contra, una moción que tenía como tercer punto:

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz valora positivamente la lucha del movimiento antimilitarista por alcanzar una sociedad desmilitarizada, así como su trabajo en la socialización del ideario antimilitarista como principio democrático.

Y, ya más recientemente, con motivo del 30 aniversario del NO a la OTAN de la sociedad vasca, por un lado, las Juntas Generales de Álava, en su sesión plenaria del 13 de abril de 2016, aprobaron la siguiente moción:

Moción 25/2016, de 13 de abril, por la que se ratifica la negativa de Euskal Herria a formar parte de la OTAN.

  1. Las Juntas Generales de Álava reiteran la negativa dada por este pueblo a la OTAN hace 30 años.
  2. Las Juntas Generales de Álava lamentan que el Gobierno español no haya tomado en consideración la decisión de Euskal Herria en contra de la OTAN, y reiteran que todos los agentes políticos e institucionales han de respetar las decisiones democráticamente adoptadas por la ciudadanía vasca.
  3. Las Juntas Generales de Álava instan al Estado Español a la reducción del gasto militar, así como a revisar los contratos del Ministerio de Defensa, reducir drásticamente su partida presupuestaria y paralizar las nuevas inversiones en armamento militar.
  4. Las Juntas Generales de Álava requieren que los fondos y recursos humanos que se liberen por la desmilitarización del Estado se dediquen al reforzamiento de las estructuras públicas y políticas para acrecentar el bienestar de la sociedad.

Y, por su parte, el pleno municipal del 18-03-2016 aprobaba el siguiente texto:

1.- El Pleno del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz toma en consideración y ratifica la negativa de este pueblo a la OTAN hace 30 años, por considerar que la decisión de entonces es de plena actualidad.

2.- El Pleno del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz lamenta que el Gobierno español no haya tomado en consideración la decisión de Euskal Herria contraria a la OTAN y reitera que todos los agentes políticos e institucionales deben respetar las decisiones adoptadas democráticamente por la ciudadanía vasca.

3.- El Pleno del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz rechaza la pertenencia de Euskal Herria a la OTAN por el carácter militarista y antidemocrático de esta organización y da pasos para anular dicha participación desarrollando los valores de la solidaridad y la paz entre los pueblos.

4.- El Pleno del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz manifiesta su oposición a la permanencia del Estado español en la OTAN.

5.- La Corporación de Vitoria-Gasteiz, frente al militarismo, apuesta por la Educación para la Paz, impulsando pacíficamente la resolución de conflictos.

Creemos pues que nos toca ahora de nuevo a la población de Gasteiz y Araba salir a la calle a denunciar que sigue muy vigente ese NO a la OTAN y su militarismo, y por eso os convocamos a que todas las personas antimilitaristas y/o contra lo que significa la OTAN, nos sumemos a la concentración convocada por Emakumeok Gerraren Aurka este viernes 19 de noviembre a las 19:30 horas en el cruce entre las calles Postas y Dato.

Decíamos al inicio que los militaristas tratan de ocultar la realidad de su ocupación en Araka en estos días, porque temen la respuesta de la población. Pero, probablemente no es lo único que teman, con seguridad que en sus incursiones por Araka y el campo alavés temen también encontrarse con Juanito, el mulo de Agapito al que cantaba La Polla en su canción “La mula”:

Es un general que viene a buscar sitio para disparar

En el campo está y avanzando va, menos no podía ser

Agapito está con su mulo Juan que no se quiere mover

Y ese militar que quiere pasar y se empieza a impacientar

Salga usté de ahí – hágame el favor – respete la autoridá

Agapito que se arrasca el pito y el mulo que mira mal

Agapito muy tranquilo, “va Juanito muévete

Siempre me viene con prisas esta gente de ciudá”

Este mulo cabezota que no se quiere mover

“Tenga un poco de paciencia espérese un poco usté”

“Salga usté de ahí – hágame el favor – respete la autoridá”

Agapito que se arrasca el pito y el mulo que mira mal

Llama la patria, hierve la sangre en las venas del soldado

que tiene muy poco aguante.

En nefasta maniobra se pone detrás del mulo

que de una coz bien potente le manda a tomar por culo

Ese militar en medio’l trigal, uniforme desgarrao

Mal pa’ respirar mal pa’ caminar vaya hostión que se ha llevao

“Mira qu’es negao cómo pasa por detrás

Mira qu’es negao cómo pasa por detrás

Este mulo mío nunca tiene mucha prisa

Hay que andar con ojo que estos bichos nunca avisan”

Los aldeanos en la tasca se parten la polla

Ese mulo tuyo es del pacto de Varsovia

Ese general en el hospital tendrá tiempo de pensar

Que los mulos nada entienden de estrategia militar.

Estitxu Martínez de Guevara, en nombre del Colectivo Gasteizkoak

[1] https://thegrayzone.com/2021/10/08/nato-cognitive-warfare-brain/

Related posts

Propuesta concreta para la conversión de la industria militar en producción o inversión civil de utilidad social

    Nota previa: Este texto se ha elaborado para el número 47 de la revista Ekintza Zuzena, y ha sido compartido con los grupos antimilitaristas de Euskal Herria Como quiera que sea, la situación actual presenta por sí misma una vía de intervención antagonista que se abre...

Polizia-aparatuaren abolizioa / Abolición del aparato policial

ARGIA aldizkaritik berriro pil-pilean dagoen gai honetaz (polizia-aparatua) 4.000 karakterreko testu bat eskatu digute, eta hau da helarazi dieguna. (versión en castellano más abajo) Polizia-aparatuaren abolizioa Gure ikuspegiaren gakoak orain dela zortzi urteko artikulu batean laburbiltzen...

Mujeres contra la Guerra / Emakumeok Gerraren Aurka

Hace ya casi cuatro años dimos cuenta en esta web del surgimiento de un grupo feminista-antimilitarista surgido en Gasteiz un par de meses antes y de nombre Mujeres contra la Guerra / Emakumeok Gerraren Aurka. Durante estos cuatro años, con una constancia envidiable, no han dejado de impulsar...

MANUAL PARA ENTENDER EL ANTIMILITARISMO (Y LUCHAR POR LA DESMILITARIZACION)

Autor: Juan Carlos Rois Alonso Pocas personas hay que conozcan tan de primera mano las vicisitudes del antimilitarismo en el Estado español en los últimos 40 años como Juan Carlos Rois. A su trabajo inicial como militante y abogado (en este orden) en el Movimiento de Objeción de Conciencia...

Cuando un virus desnuda la inutilidad militar (o la frustración de un imbécil con galones)

El Jefe de Estado Mayor de la Defensa declaró el pasado día 20 que «En esta guerra irregular y rara que nos ha tocado vivir, o luchar, todos somos soldados»; insistía así en las declaraciones realizadas en la víspera en las que afirmaba que «en esta “contienda bélica sin armas” son útiles los...

CÓDIGO ETICO PARA LA INDUSTRIA MILITAR: LA EXECRABLE INOCENTADA DEL GOBIERNO VASCO PARA ‘BLANQUEAR’ Y PROMOCIONAR LA ARMAGINTZA

Cuando el pasado 18 de noviembre se hacía público que “El Instituto de Gobernanza Democrática-Globernance” y el Gobierno Vasco presentaban un “Informe sobre el comercio y exportación de armas en Euskadi y el papel de las instituciones vascas para la mejora de la transparencia y el control de...

EL NUEVO RECTOR DE LA UPNA Y SUS RELACIONES CON LA INDUSTRIA MILITAR Y LA OTAN

Las universidades y la industria militar Desde hace unos años venimos avisando del incremento de las relaciones de la industria militar con las instituciones educativas y, en particular, las universidades públicas y privadas. Teníamos constancia del creciente papel que en ello está jugando la...

El capitalismo: hijo bastardo del militarismo

Una de las posibilidades que ofrece tener una página web es la de abrir diálogos y/o debates con los puntos de vista y aportaciones de las distintas formas de entender o analizar el antimilitarismo. Y es una oportunidad que hasta ahora no hemos conseguido aprovechar demasiado. Por eso, cuando...

Bombas inteligentes y políticos inteligentes en venta

Mucho se ha dicho y se ha escrito estas semanas al hilo de uno de los hechos políticos (públicos) más obscenos de los últimos tiempos: la decisión del gobierno español de reautorizar la venta de 400 bombas a Arabia Saudí, y las repugnantes explicaciones para intentar justificar esa postura. Y...